Como ya sabemos las transacciones en banca en línea, han ido en aumento desde inicios del siglo XXI (romano) y más aún estos días por el Coronavirus, que han llevado a la sociedad, a tomar medidas y realizar operaciones bancarias desde casa.

Pero qué pasa cuando una transacción bancaria, no fue autorizada por el titular y la institución bancaria no quiere realizar el rembolso de la cantidad.

El Código de Comercio en los artículos 90, 90 bis y 95, reconoce las mensajerías instantáneas de datos, usando claves dinámicas (Token), contraseña (NIP) y estos estén facultados en el programa informático, en base al contrato celebrado con la institución.

Es por ello que el Código de Comercio, otorga una presunción a la institución, que la transacción, fue consentida por el emisor o sea cliente de la institución bancaria, siendo el cuenta habiente ingresó la información correcta para ese efecto, sea que lo haya efectuado personalmente, por conducto de su autorizado o mediante un sistema de información programado para actuar en su nombre automáticamente, por los rasgos de seguridad ya comentados que llevan dentro del procedimiento.

Pensándolo así, los clientes o emisores, tienen una dificultad para comprobar su dicho, en ese tenor para que la institución bancaria pueda tener esa presunción que la transacción tuvo el consentimiento del titular de la cuenta, debe de comprobar que la misma sea fiable y segura, comprobando que sólo se realizará la transacción electrónica, si se ingresan los datos correctos y no pueda tratarse de un fraude electrónico.

Es por ello que el banco debe de comprar que su plataforma sea fiable y segura, antes de culpar al usuario que dio su consentimiento en la transacción electrónica y negarse a realizar el rembolso de la transacción.

Recuerda no salir de casa, para más información, ya contamos con asesorías en línea.

Por el Licenciado Luis Gerardo Thomas Treviño